Estudiantes del Libro de Urantia
Bienvenido a EstudiandoUrantia! Regístrate para participar del Foro.

Bem-vindo a EstudandoUrantia! Cadastre-se e participe do Fórum.

Welcome to Estudiandourantia! Register to participate.

Estudiantes del Libro de Urantia

Estudiantes del Libro de Urantia, la quinta revelación epocal - Estudantes do Livro de Urântia, a quinta revelação de época.
ÍndiceCalendarioFAQBuscarRegistrarseConectarse
El Discernimiento Espiritual mayo 2010 by FELU Beethoven - Claro de luna by agonzalez The Mission Gabriel s Oboe. by adagio_cantabile Ultimate Secret Garden by hieuluoi Song From Secret Garden by Shohreh

Comparte | 
 

 Escrito 108 - LA VERDAD DIVINA-LA REVELACIÓN CUALIDADES DE LA VERDAD DIVINA Y SU CONSECUCIÓN

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Jeannie Vázquez
Admin
avatar

Cantidad de envíos : 228
Fecha de inscripción : 19/11/2008
Edad : 57

MensajeTema: Escrito 108 - LA VERDAD DIVINA-LA REVELACIÓN CUALIDADES DE LA VERDAD DIVINA Y SU CONSECUCIÓN   Sáb 18 Oct 2014, 14:06

DE: JAIME DÍAZ PAGE -MÉXICO-
SEPTIEMBRE 2014
CONFERENCIA
ESCRITO 108


LA VERDAD DIVINA-LA REVELACIÓN 


CUALIDADES DE LA VERDAD DIVINA Y SU CONSECUCIÓN


Amados hermanos y hermanas, estudiantes de la Revelación de Urantia, los saludo afectuosamente. En esta ocasión presentamos realidades relativas a la revelación de la Verdad, las cualidades o características de la Verdad y su consecución; con la intención de interiorizarnos en las realidades de la Verdad Divina y mejorar nuestra comprensión espiritual  acerca de ella.
En primer lugar debemos considerar la siguiente realidad fundamental: DIOS ES VERDAD ABSOLUTA, TODA VERDAD SE ORIGINA EN ÉL. 1125:1.
La Verdad es siempre una revelación. Es un fenómeno espiritual que comprende dos clases de la revelación de la Verdad:
 
A)  La Revelación de época. Es la que se presenta mediante la función de una Personalidad celestial, grupo o  agencia; como por ejemplo, la aparición en Urantia de Maquiventa Melquisedek, Cristo Miguel-Jesús o la Revelación de El Libro de Urantia que es la presentación más reciente de la Verdad para nosotros los mortales de Urantia.
 
B)   La Autorrevelación. Es la que emerge mediante el trabajo de nuestro espíritu interior, el Ajustador del Pensamiento y el Espíritu de la Verdad. 1109: 4,6.
 
La revelación de la verdad como un fenómeno de época es periódica y nos provee de una técnica espiritual para que podamos comprender la realidad de Dios y las relaciones entre la materia y el espíritu mediante el uso de nuestra mente humana. 1106:1; 1107:2.
 
La autorrevelación de la verdad, como una experiencia espiritual personal del creyente, es continua, debido a que el Ajustador del Pensamiento, el Espíritu de la Verdad y el Espíritu Santo, funcionan con nuestra personalidad,  ayudándonos a conocer la verdad divina en el alma, según nuestro deseo personal  y el  desarrollo de nuestra  fe-discernimiento. 1107:2.
 
En esta presentación hablaremos de la realidad de la Autorrevelación de la Verdad Divina.
 LA VERDAD, es una comprensión de las relaciones cósmicas,  los hechos del universo y los valores espirituales. La comprensión de estas realidades podemos obtenerla de mejor manera mediante el ministerio del Espíritu de la Verdad que está junto a nosotros. La comprensión que obtenemos es el resultado de las impresiones  producidas sobre nuestra mente y alma  por la acción conjunta de nuestro Ajustador divino y el Espíritu de la Verdad, ya que ellos funcionan sobre y a través de nuestras luchas espirituales, ideas, ideales, y discernimientos, al esforzarnos espiritualmente en la búsqueda de la Verdad. 1138:6;1104:6.
La Verdad divina es uniforme y universal, es un factor viviente de la realidad espiritual y divina. Cuando buscamos la Verdad, estamos buscando lo que es divinamente real. La verdad es accesible a las mentes de todos los hombres provistos de sabiduría, mediante el don del Padre y el don de los Hijos Creadores a sus mentes: el Ajustador del Pensamiento y el Espíritu de la Verdad.  Mediante nuestro anhelo sincero y la experiencia religiosa espiritual  personal, podemos acceder a la guía, enseñanza y verdad de estos dos dones divinos que el Padre Celestial ha ministrado a nuestras mentes humanas. Es necesario establecer una alianza auténtica con estos dones divinos.  42:3,4,5; 1111:8.
Jesús, nuestro Padre Creador, nos habla de las cualidades o características de la Verdad  y de las diferencias que existen  entre el conocimiento  y LA VERDAD:
     El conocimiento es la esfera de la Mente Material que discierne los hechos. LA VERDAD es el dominio de la mente humana dotada de espíritu, que es consciente de CONOCER A DIOS. Conocemos a Dios mediante la experiencia religiosa personal, la comunión divina con Dios. 1435:2.
     El conocimiento es demostrable, se puede comprobar; en cambio, LA VERDAD SE EXPERIMENTA. Esto sucede cuando alcanzamos los altos niveles de la supraconsciencia,  mediante   la comunión divina, en nuestra experiencia religiosa personal. 1435:2.
     El conocimiento es una posesión de la mente;  LA VERDAD ES UNA EXPERIENCIA DEL ALMA, del yo que progresa. Dios se revela en nuestra alma mediante la comunión con nuestro  Ajustador divino y el Espíritu de la Verdad. 1435:2.
     El conocimiento es una función del nivel no espiritual; LA VERDAD ES UNA FASE DEL NIVEL  MENTAL-ESPIRITUAL DE LOS UNIVERSOS. Accedemos a este nivel espiritual por medio de la mente en la experiencia religiosa, en la contemplación de lo Divino y Superior, que es DIOS en nosotros. 1435:2.
 El ojo de nuestra mente material percibe o  capta un mundo de conocimiento basado en hechos;  pero, el ojo de nuestra mente espiritualizada, discierne o conoce un mundo de valores espirituales verdaderos. 1435:2. La sincronización y armonización  de los puntos de vista  material y  espiritual, nos revelan el mundo de la realidad, donde la sabiduría interpreta estos fenómenos espirituales en términos de  experiencia personal progresiva.
     Jesús nos enseña que al espiritualizar nuestra alma y mente por medio de la Comunión con Dios, conocemos a Dios experimentando la VERDAD DIVINA en el ALMA, en el nivel mental-espiritual de la supraconsciencia, conociendo progresivamente nuevos valores divinos que transforman y unifican nuestra Personalidad mediante una mayor comprensión de la realidad. Estos hechos se hacen una realidad personal en nosotros mediante la acción o el ministerio del Espíritu de la Verdad. 1782:4.
          Jesús nos insta a que  “busquemos” la norma de los verdaderos valores en el mundo espiritual, en los niveles divinos de la realidad eterna. Que las normas bajas y materiales de la realidad humana, debemos considerarlas transitorias, parciales e inferiores. 1457:1.
          Es importante y necesario que todos los seres humanos aumentemos el discernimiento moral y el logro espiritual personal, porque cuando el desarrollo de la cultura se torna exclusivamente materialista, se convierte en una amenaza real para nuestra civilización, que puede llegar a colapsar. 1457:2.
          Jesús nos revela y aclara  que LA VERDAD DIVINA no puede ser definida con palabras, sino solamente viviéndola. Que LA VERDAD es siempre más que el conocimiento. Que el conocimiento se refiere a las cosas observadas, y que LA VERDAD trasciende los niveles puramente materiales de la existencia, en el sentido de que se asocia con la sabiduría, abarcando  la experiencia humana y  las realidades espirituales vivas. 1459:2. La experiencia humana significa la experiencia religiosa espiritual del hombre al comulgar con las realidades espirituales vivas: el Ajustador del Pensamiento (El espíritu del Padre), el Espíritu de la Verdad (El espíritu de Cristo Miguel-Jesús) y el Espíritu Santo (El espíritu de la Ministra divina del universo local).
           Jesús continúa diciendo que el conocimiento se origina en la ciencia, y que, atención, LA VERDAD SE ORIGINA EN LA EXPERIENCIA RELIGIOSA DE LA VIDA ESPIRITUAL DEL HOMBRE. Que el conocimiento trata de los hechos, y que LA VERDAD trata de LOS VALORES DE LA REALIDAD DIVINA, los valores  de la realidad espiritual. 1459:2. Debemos reconocer que el conocimiento y la Verdad espiritual, son distintos entre sí, para que logremos el enfoque correcto en nuestra búsqueda espiritual, transitando con propiedad y seguridad  los caminos del espíritu que nos conducen a la Verdad Divina, la Verdad que debemos descubrir y recibir en el alma para ser libres en espíritu y en verdad. Cuando la Verdad espiritual mora en nuestra alma, entonces cambia nuestra actitud hacia Dios, hacia la vida y hacia nuestro prójimo, transformándonos en seres humanos renovados.
           Jesús nos enseña que la VERDAD REVELADA, LA VERDAD DESCUBIERTA PERSONALMENTE, ES LA DELICIA SUPREMA DEL ALMA DEL HOMBRE. Esta  verdad es la creación conjunta de nuestra mente, el espíritu interior  y el Espíritu de la Verdad. La salvación eterna del alma de un hombre que discierne la Verdad y que ama la belleza, está asegurada por su hambre y sed de bondad divina, que lo conducen a realizar una sola finalidad: la de hacer la voluntad del Padre, encontrar a Dios y a hacerse semejante a Él.   Jesús nos aclara que la Verdad divina nunca podrá ser una posesión nuestra, si no EJERCITAMOS  LA FE, la fe experiencial, EN y CON  las realidades espirituales divinas. Dice Jesús, esto es verdad, porque los pensamientos del hombre, su sabiduría, ética e ideales, nunca se elevarán más alto que su fe, su esperanza sublime. 1459:4,5.
Jesús nos hace saber que “la búsqueda personal de la VERDAD divina, es la experiencia humana más emocionante e inspiradora que hay. La determinación de explorar “las realidades de la experiencia religiosa personal”, experimentando personalmente el triunfo de la fe espiritual sobre las dudas intelectuales; una victoria ganada honradamente al  buscar a Dios por sí mismo y para sí mismo, encontrándolomediante la meditación adoradora en privado. 1459:4,5. 1729:5.
EL ESPÍRITU DE LA VERDAD
          El don divino que Jesús prometió derramar sobre todo el género humano, para residir junto a nuestra ALMA HUMANA , es el Espíritu de la Verdad. Este nuevo instructor es la Convicción de la Verdad, esto significa, la conciencia y la seguridad de los verdaderos significados en los niveles espirituales reales. La acción de este nuevo instructor divino en unidad con el Espíritu Santo y nuestro Ajustador del Pensamiento, permite que nuestra alma  conozca o descubra la verdad divina en los niveles espirituales verdaderos, haciéndonos conscientes de este hecho por medio de nuestra mente. Debemos saber que Dios se revela en nuestra alma, a la vez que ilumina, inspira  y espiritualiza nuestra mente, ampliando nuestro discernimiento espiritual. Este proceso espiritual produce en nosotros la  “convicción de la verdad”. “Conoceréis la verdad y ella os hará libres”.(1949:1,2)
           “El Espíritu de la Verdad” tiene como misión principal enseñarnos las verdades sobre el amor del Padre y la misericordia del Hijo, revelándonos la naturaleza espiritual del Padre y el carácter moral del Hijo. El Espíritu de la Verdad en nuestro corazón nos revela al Hijo Creador Miguel (Jesús). El Espíritu de la Verdad, fomenta y personaliza la verdad en nosotros, porque cuando comprendemos la verdad, alcanzamos la forma más elevada de libertad humana. Por medio del Espíritu de la Verdad alcanzamos una elevada comunión con Cristo Miguel (Jesús de Nazaret). Este Espíritu vino para ayudarnos a recordar y a comprender las palabras de nuestro Maestro Jesús. Asimismo, vino para ayudarnos  a dar fe de las enseñanzas de Jesús, mediante la experiencia religiosa auténtica. Vino a conducirnos a toda verdad, al conocimiento de la experiencia de la conciencia espiritual, viviente y creciente, de la realidad de la filiación eterna y ascendente con Dios. 2062:11; 2060:7; 2061:2, 3, 4,5.
          Este instructor divino: es el Espíritu de la Verdad viva, de la Verdad que crece y se expande en nosotros; así mismo, la Verdad se adapta y se establece en  nuestra alma, permanece en y con nosotros; esto significa “atesorar en el cielo los valores divinos”, a la vez que aumenta en nosotros el discernimiento espiritual  de la realidad divina. 1949:3.
          Jesús nos enseña que la VERDAD DIVINA EXISTE, SE DESCUBRE  O SE CONOCE, ÚNICAMENTE en los niveles espirituales superiores de la comprensión de la divinidad y en la conciencia de la comunión con Dios.  Entonces podemos afirmar que esta verdad no es material, que no corresponde a las actividades cotidianas de la vida humana. Al enseñarnos Jesús, que  LA VERDAD REVELADA, LA VERDAD DESCUBIERTA PERSONALMENTE es la delicia suprema del alma humana;  entonces, vale decir que: “LA VERDAD DIVINA ES UN DESCUBRIMIENTO PERSONAL  DE LA REALIDAD ESPIRITUAL VIVIENTE”.1949:4;1459:4.   
           Jesús nos enseña  en el “discurso sobre el alma”,  que el alma del hombre “discierne la verdad y percibe al espíritu”. En otra ocasión dijo: la salvación eterna de un alma que discierne la Verdad y que ama la belleza, esta asegurada por esa hambre y sed de bondad que conducen al hombre a hacer la voluntad del Padre y asemejarse a Él. 1478:4;1459:4.
Un Perfeccionador de la Sabiduría nos dice: ...las poderosas operaciones igualmente reales de naturaleza espiritual que son discernidas únicamente mediante el discernimiento espiritual del alma139:7.
De acuerdo con las enseñanzas-afirmaciones de Jesús y el  Perfeccionador de la Sabiduría, comprendemos que el alma discierne, descubre o conoce  la verdad divinaSomos nosotros los seres humanos, los que debemos realizar el discernimiento  espiritual de aquello que se nos revela o entrega cuando incursionamos en los niveles divinos de la realidad eterna, durante nuestra auténtica experiencia espiritual  religiosa.
          Jesús nos enseña que podemos conocer y vivir la VERDAD; experimentando el crecimiento de la Verdad en el alma, disfrutando de la libertad de su iluminación en nuestra mente. Pero que no podemos aprisionar la VERDAD DIVINA en fórmulas, códigos, credos o patrones intelectuales de nuestra conducta humana; porque cuando tratamos de formular en forma humana la VERDAD DIVINA, ella muere rápidamente. 1949:4
          Una teoría es una verdad estática o muerta; en cambio, LA VERDAD VIVIENTE ES DINÁMICA Y DISFRUTA DE UNA EXISTENCIA EXPERIENCIAL EN NUESTRA MENTE HUMANA, enriqueciendo nuestra alma y asemejándola a DIOS. 1949:4
           Jesús nos revela que LA VERDAD DIVINA es un VALOR DE LA REALIDAD ESPIRITUAL, no de la realidad material. Este valor de la realidad espiritual lo experimentan las personas voluntariosas dotadas de espíritu, que en su vida humana se atreven a funcionar espiritualmente en los niveles supramateriales de la conciencia universal, esto es, en los niveles de comprensión de la divinidad y de la conciencia de la comunión con Dios; personas que después de comprender o conocer la VERDAD DIVINA, permiten que el espíritu activador de la VERDAD,  viva y reine dentro de sus almas. 1949:5
          Las personas que de esta manera conocen a DIOS, LA VERDAD, elevan constantemente la sabiduría a los NIVELES DE LA VERDAD VIVA DE LOGRO DIVINO, alcanzando logros espirituales reales.1949:6
           La Verdad divina, la Verdad viviente sólo nos puede enseñar correctamente cuando la abrazamos totalmente, como una Realidad Espiritual Viva, no como un hecho de la ciencia material. 2075:5. La Verdad divina proviene de la acción conjunta de nuestro Ajustador divino y el Espíritu de la Verdad.
          La religión de la experiencia personal en la que nos dirigimos principalmente al Padre Celestial, nos revela los valores que inspiran nuestra fe, confianza y seguridad. Esta religión culmina siempre en la adoración al Padre Celestial, descubriendo para nuestra ALMA, los valores supremos de la divinidad, que contrastan con los valores relativos que descubre nuestra mente en este mundo material y temporal. Este descubrimiento y/o discernimiento suprahumano podemos obtenerlo únicamente por medio de la Experiencia Religiosa Personal Auténtica que implica NUESTRA VINCULACIÓN DIRECTA CON EL ESPÍRITU DEL SEÑOR: EL AJUSTADOR DEL PENSAMIENTO O CHISPA DIVINA QUE MORA EN NUESTRA MENTE HUMANA.  2075:11.
          En verdad, “vale la pena”, dedicar unos minutos cada día a nuestro Padre Celestial para entregarle nuestro amor, gratitud y devoción; adorándole de todo corazón, con toda nuestra fe puesta en Él, para que Él, revelándose en nuestra alma, la alimente, fortalezca, espiritualice y ennoblezca con  “El  Agua y el Pan  de la Vida”, inspirando así a nuestra mente, dando nosotros cumplimiento a sus mandatos divinos: “Sed vosotros perfectos, así como Yo Soy perfecto”; “Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, con toda tu mente y con todas tus fuerzas” y  “Amarás a tu prójimo como a ti mismo”. 1901:2,3; 21:3.
Todos los que realmente estemos deseosos de progresar  espiritualmente y encontrar la VERDAD DIVINA dentro de nosotros, debiéramos amar y abrazar de todo corazón esta enseñanza sublime y dinámica de Jesús; porque sin Dios poco o nada  podremos hacer para el progreso espiritual de nuestra alma, a pesar de todos nuestros esfuerzos intelectuales y logros humanos materiales.  En verdad es el Señor el que hace la obra, sólo Él puede transformar lo humano en divino.
          En nuestro corazón debe existir “hambre por la perfección de Dios”, por la perfección espiritual divina de nuestra alma, para que podamos ser capaces de comprender los caminos de la fe y la acción suprema del logro de la divinidad en nosotros mismos.  Si elegimos hacer la voluntad divina, conoceremos el camino de la Verdad y la verdad misma. Las cosas humanas debemos conocerlas para poderlas amar, pero, amados hermanos y hermanas,LAS COSAS DIVINAS DEBEMOS AMARLAS  PARA PODER CONOCERLAS”.1118:4   
          Ciertamente, hay una enorme VERDAD en estas palabras de Jesús, nuestro Padre Creador:
          “Os lo digo otra vez: Pedid y se os dará; buscad y encontraréis; llamad y se os abrirá. Porque todo el que pide recibe; el que busca encuentra; y al que llama a la puerta de la salvación se le abrirá”. 1619:1.
          Cuando Jesús nos dice que pidamos y busquemos, debemos comprender que debemos pedir y buscar en los niveles divinos de las Realidades eternas como son el Ajustador del Pensamiento y el Espíritu de la Verdad que moran en nosotros y sobre nosotros. Alcanzamos los niveles divinos de las Realidades eternas, mediante la adoración a Dios en nuestra experiencia religiosa personal o meditación espiritual adoradora. 1774:3,4.
          Al sumergirnos en el mundo espiritual, en los niveles divinos de la REALIDAD ETERNA (Ajustador-Espíritu de la Verdad) (1457:2) mediante la meditación espiritual en la que adoramos a Dios Padre, verificamos la enorme Verdad que hay en las maravillosas afirmaciones de Jesús de Nazaret. Sólo, cuando mediante la determinación, el amor, la fe, la valentía, la constancia y la fuerza de nuestra voluntad, nos decidimos a buscar a nuestro Padre en nuestro interior divino para ser conducidos y alimentados espiritualmente por Él, es que comenzaremos a vivir en Espíritu y en Verdad, disfrutando de las delicias del mundo espiritual durante nuestra vida humana en la Tierra.
          Nuestra mente humana por sí sola no crea valores reales de sobrevivencia para nuestra alma; pero nuestra mente es el medio que Dios ha dispuesto para que nos acerquemos en nosotros mismos a la puerta Divina  y más allá, donde residen los valores reales y divinos del Espíritu. Cuando nuestra mente es dirigida de manera sabia y correcta por nosotros mismos y guiada por nuestro Ajustador divino, es capaz de acercarse por el amor y la fe, hasta la Divinidad misma que reside en ella, recibiendo de la divinidad (nuestro Ajustador) en nuestra alma, los valores reales y divinos, el alimento celestial salvador.
           La Verdad divina es “dinámica”, es una Verdad o valor espiritual que se instala en nuestra alma cuando buscamos realmente a Dios con constancia, fe y amor sublime. La felicidad resulta de conocer la Verdad viva, esta Verdad puede ser vivida y actuada en nuestra vida humana como ya lo dijimos. Esta Verdad viva al estar presente en nuestra alma, va transformando nuestra personalidad, nuestra conducta, mostrando y compartiendo con  la humanidad los frutos espirituales de nuestra adoración divina: el servicio amoroso, el altruismo,  la lealtad, la equidad, la honradez, la paciencia, la compasión, la esperanza, la misericordia, la bondad, la tolerancia y una paz perdurable. Logrando para nosotros un aumento real de perspicacia o discernimiento  espiritual.
          Por esto Jesús nos dice que la Verdad no se puede definir con palabras “sino solamente viviéndola”; porque cuando esta Verdad o Valor de la realidad divina es reconocido y recibido por nosotros en el nivel espiritual real, actuamos y vivimos la Verdad que se ha  instalado en nuestra alma; y como nuestra alma es el vehículo de nuestra Personalidad (auto-conciencia), nuestra Personalidad reflejará en el mundo de la realidad temporal y humana los valores divinos adquiridos, manifestando felicidad al haber encontrado la verdad. Así, el alma se ennoblece y nuestra Personalidad no puede ocultar la transformación espiritual obtenida  por el hecho de sentir y conocer a Dios. 1459:2.    
          Amados hermanos y hermanas que escuchan o que leen este trabajo, es mi deseo que estas verdades reveladas puedan ayudarnos a la comprensión de la verdad divina y a la necesidad de la comunión real y viviente con nuestra divinidad interior, confirmando por nuestra fe, las verdades espirituales enseñadas por Jesús y los reveladores en nosotros mismos. Mediante la alianza real y efectiva con nuestro espíritu interior obtendremos logros espirituales sorprendentes, y la vida eterna para nuestra alma-personalidad; evitemos la obliteración de nuestra existencia; conservemos la conciencia de ser, eternamente.
 Se nos ha dado la revelación para ayudarnos a tomar conciencia espiritual de lo que tenemos que realizar para salvar nuestra alma: Hacer la voluntad del Padre.
Con todo respeto a todos nuestros hermanos y hermanas, me atrevo a decir que no son suficientes las loables lecturas e investigaciones respetuosas y dedicadas sobre los capítulos del Libro de Urantia. Amados hermanos y hermanas, debemos tomar conciencia real  de la necesidad de ir más allá de las lecturas y estudios del Libro de Urantia, haciendo la voluntad del Padre, practicando aquí y ahora la fe experiencial y las enseñanzas espirituales de Jesús, para llegar a “vivir, sentir y experimentar la verdad divina dentro nuestro y hacernos uno con ella”, hacernos uno con Dios y permanecer dentro del Reino, alcanzando de esta manera los verdaderos logros espirituales que Jesús espera de nosotros para salvar nuestra alma, nuestra conciencia, nuestra existencia. 1949:4.
Sigamos estudiando el Libro de Urantia; pero, recomiendo a los hermanos y hermanas que han tomado conciencia de la verdad, que no se olviden de comulgar día a día con el Padre divino y Cristo Miguel a través de su Espíritu de la Verdad, porque es imperativo espiritualizar y ennoblecer nuestra alma para continuar vivos en el universo para siempre. Aunque el Padre Universal es Misericordia infinita, el no va a hacer para nosotros, lo que nosotros debemos hacer por y para nosotros mismos; no nos confiemos, Jesús ya nos alertó con sus enseñanzas, y lo que él dijo y dice, siempre será verdad. Jesús nos enseñó de tal manera porque es la voluntad del Padre y porque somos sus hijos. Jesús nos ama y desea que no nos perdamos para siempre, sino que tengamos vida en abundancia.
Pongamos atención a estas enseñanzas de Jesús, sólo para darnos por enterados; no son para nadie en particular:
Existe una ley básica de justicia en el universo, que la misericordia encuentra imposible de eludir. No es posible que las glorias altruistas del Paraíso sean recibidas por una criatura totalmente egoista de los reinos del tiempo y del espacio. Ni siquiera el amor infinito de Dios puede otorgar la salvación de la sobrevivencia eterna a una criatura humana que no elija sobrevivir. La misericordia tiene gran libertad de donación, pero, después de todo, existen mandatos de justicia que ni siquiera el amor combinado con la misericordia pueden derogar efectivamente. Jesús citó las escrituras hebreas:  “Os llamé, pero os rehusasteis a escuchar, extendí mi mano y no hubo quien que atendiese; despreciasteis mis consejos y rechazasteis mi reprimenda; y debido a esta actitud rebelde, es inevitable que cuando me llaméis, no recibáis respuesta. Habiendo rechazado el camino de la vida, me buscareis diligentemente en vuestros momentos de sufrimiento, pero no me encontrareis”. 1638:5.
Finalizamos con estas diez declaraciones de nuestro amado Padre Creador Jesús de Nazaret, relativas a esta presentación de la Verdad:
1 “NO PODÉIS PERMANECER INMÓVILES EN LOS ASUNTOS DEL REINO ETERNO; MI PADRE DEMANDA QUE TODOS SUS HIJOS CREZCAN EN LA GRACIA Y EN EL CONOCIMIENTO DE LA VERDAD”. 1917:1.
2 LA VERDAD ESTÁ VIVA, EL ESPÍRITU DE LA VERDAD SIEMPRE CONDUCE A LOS HIJOS DE LA LUZ HACIA NUEVOS REINOS DE REALIDAD ESPIRITUAL Y SERVICIO DIVINO”. 1917:3.
3 “MEDIANTE EL PASO DE VUESTRA EXPERIENCIA PERSONAL, VUESTRA REVELACIÓN DE LA VERDAD DEBERÁ SER TAN REALZADA, QUE REVELE UNA NUEVA BELLEZA Y UNOS BENEFICIOS ESPIRITUALES REALES A TODOS AQUELLOS QUE CONTEMPLEN VUESTROS FRUTOS ESPIRITUALES, Y QUE EN CONSECUENCIA SE VEAN INDUCIDOS A GLORIFICAR AL PADRE QUE ESTÁ EN EL CIELO”. 1917:3.
4 “ÚNICAMENTE LOS FIELES SERVIDORES (CREYENTES) QUE CRECEN ASÍ EN EL CONOCIMIENTO DE LA VERDAD, Y QUE DE ESTA MANERA DESARROLLAN LA CAPACIDAD PARA LA APRECIACIÓN DIVINA DE LAS REALIDADES ESPIRITUALES, PUEDEN ESPERAR ENTRAR COMPLETAMENTE EN LA ALEGRÍA DE SU SEÑOR”. 1917:3.
5 “AUNQUE ESTE EVANGELIO DEL REINO NUNCA FRACASA EN TRAER UNA GRAN PAZ AL ALMA DEL CREYENTE INDIVIDUAL, NO TRAERÁ PAZ A LA TIERRA HASTA QUE EL HOMBRE NO ESTÉ DISPUESTO A CREER EN MIS ENSEÑANZAS DE TODO CORAZÓN Y A ESTABLECER LA PRÁCTICA DE HACER LA VOLUNTAD DEL PADRE, COMO EL PROPÓSITO PRINCIPAL DE SU VIDA HUMANA” 1951:2.
6 “Y CUANDO MI ESPÍRITU VENGA A MORAR CON VOSOTROS, ÉL ILUMINARÁ LA DIFERENCIA ENTRE EL PECADO Y LA RECTITUD, PERMITIÉNDOLES JUZGAR SABIAMENTE EN VUESTROS CORAZONES RESPECTO A ELLOS”. 1951:3.
7 “SIN EMBARGO, CUANDO ÉL, EL ESPÍRITU DE LA VERDAD, VENGA, FINALMENTE OS GUIARÁ HACIA TODA LA VERDAD, A MEDIDA QUE PASÁIS A TRAVÉS DE LAS MUCHAS MORADAS EN EL UNIVERSO DE MI PADRE”. 1951:4.
8 “ESTE ESPÍRITU NO HABLARÁ DE SÍ MISMO, PERO OS DECLARARÁ LO QUE EL PADRE HA REVELADO AL HIJO, Y AÚN OS MOSTRARÁ LAS COSAS POR VENIR; ME GLORIFICARÁ AÚN COMO YO HE GLORIFICADO A MI PADRE. ESTE ESPÍRITU SALE DE MÍ, Y ÉL OS REVELARÁ MI VERDAD A VOSOTROS. TODO LO QUE EL PADRE TIENE EN ESTE DOMINIO, ES AHORA MÍO, POR ESO YO DIJE QUE ESTE NUEVO MAESTRO SE OCUPARÁ DE LO QUE ES MÍO Y OS LO REVELARÁ A VOSOTROS”. 1951:5.
9 “LA VIDA EN LA CREACIÓN ETERNA DEL PADRE NO ES UN DESCANSO SIN FIN EN LA OCIOSIDAD Y UN REPOSO EGOÍSTA, SINO MÁS BIEN UNA PROGRESIÓN INCESANTE EN LA GRACIA, LA VERDAD Y LA GLORIA”. 1953:4.
10 “Y ASÍ, LOS HIJOS DE LA LUZ CONTINUARÁN DE GLORIA EN GLORIA HASTA QUE ALCANCEN EL ESTADO DIVINO EN EL QUE ESTARÁN ESPIRITUALMENTE PERFECCIONADOS, ASÍ COMO EL PADRE ES PERFECTO EN TODAS LAS COSAS”. 1953:4.
Cuando conocemos la Verdad somos libres, tenemos certeza y seguridad divina, somos felices, estamos plenos en unidad con nuestro Padre Creador. Es por todo esto que Jesús y los Reveladores afirman que la meditación espiritual (oración-adoración), produceuna experiencia transformadora por medio de la cual lo humano, lo finito, se acerca a lo infinito que es Dios, y finalmente lo alcanza. 1641:1.  Mediante esta EXPERIENCIA ESPIRITUAL  nuestra Personalidad va realizando la unificación de nuestra Alma, Mente y Espíritu interior o Ajustador divino, cuando, de todo corazón, deseamos realmente HACER LA VOLUNTAD DE DIOS.
          Amados hermanos y hermanas, reciban todos ustedes mi gratitud por la atención que han puesto a este trabajo, que con mucho amor hemos compartido. Que por nuestra fe en la Verdad, el Padre nos colme de gran fuerza de voluntad para ascender hasta Él y ser uno con Él. Asimismo, reciban un cálido abrazo fraternal de su hermano Jaime.
FUENTE: El Libro de Urantia.   www.urantia.org/es
Volver arriba Ir abajo
http://estudiandourantia.2forum.biz
 
Escrito 108 - LA VERDAD DIVINA-LA REVELACIÓN CUALIDADES DE LA VERDAD DIVINA Y SU CONSECUCIÓN
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Maria de la Divina Misericordia
» KKEPRA ... NO SE SI TODO ES VERDAD
» La verdad sobre la vida en Marte
» Obama nos dirá la Verdad?
» La verdad sobre aerogeneradores: ni tan baratos, ni ecológicos ni sostenibles

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Estudiantes del Libro de Urantia :: Trabajos sobre "El Libro de Urantia" - Trabalhos sobre "O Livro de Urântia" :: Estudios sobre El Libro de Urantia-
Cambiar a:  
Un foro gratis | © phpBB | Foro gratis de asistencia | Contactar | Denunciar un abuso | foro gratis